¿Cómo Curar el Reflujo Gástrico Para Siempre y de Forma Natural?

¿Cómo Curar el Reflujo Gástrico Para Siempre y de Forma Natural?En este artículo te voy a mostrar cómo curar el reflujo gástrico para siempre y de forma natural.

El reflujo gástrico es uno de los problemas de salud más extendidos en la actualidad.

Curar el reflujo es un objetivo que debería ser prioritario en tu vida si estás padeciendo las dolencias e incomodidades que esta enfermedad produce.

Ya sea por episodios momentáneos o por aparecer de una forma crónica, esta enfermedad digestiva puede convertirse en toda una pesadilla que arruine tu calidad de vida impidiéndote disfrutar de tu día a día.

Sus continuos episodios pueden generar problemas de salud más graves y llegar incluso a desembocar en diferentes tipos de cáncer.

Con todo, debes saber que existen muchos remedios completamente caseros y naturales que pueden ayudarte de forma importante a solucionar el problema.

Se trata de soluciones completamente naturales que nada tienen que ver con el uso de medicamentos, por lo que quiero compartir contigo los recursos que tienes a tu alcance para poner fin al reflujo de una forma completamente natural.

Incluye cereales en tu alimentación

Como ya sabes, el reflujo se manifiesta de forma muy intensa después de comer ciertos productos que elevan la acidez del estómago.

Pues bien, existen otros que son capaces de luchar contra los síntomas de esta enfermedad, por lo que los tienes que tener muy presentes si quieres que tu enfermedad vaya a menos consiguiendo que el problema desaparezca.

Dentro de este grupo de alimentos, los cereales integrales tienen un papel protagonista.

Uno de los mejores consejos que puedo darte es el de consumir granos enteros que combatan la acidez que provoca el reflujo desde su misma raíz.

Me refiero a productos como la avena o a otros como el trigo sarraceno, la cebada o el mismo arroz integral.

Sin duda alguna, la avena es uno de los granos más importantes para estar libre de reflujo, por lo que quiero compartir contigo sus características para que disfrutes de una salud digestiva más equilibrada.

La avena contiene en su interior un buen número de minerales y vitaminas que son de gran ayuda para el funcionamiento del aparato digestivo.

Con todo, no es solo la presencia de estas sustancias lo que debe interesarte de este producto, también la cantidad de fibras vegetales que te ofrece la avena es importante.

Estas fibras conseguirán retener y neutralizar buena parte de los ácidos presentes en tu digestión, por lo que dejarás de notar en muchos casos el ardor que va asociado al reflujo.

La fibra también es excelente para reducir el tiempo que se tarda en digerir los alimentos, ya que compacta el bolo alimenticio con total facilidad.

En definitiva, el consumo de granos enteros debe ser la base que apoye cualquier tratamiento natural contra el reflujo que quiera ser totalmente efectivo.

Jugo de sábila para tratar los peores síntomas

Este es un remedio que no puede emplearse de forma cotidiana, pero que es muy efectivo para combatir algunos de los síntomas más intensos de todos los que el reflujo provoca.

Se trata de consumir una bebida hecha de aloe vera para proteger el interior de tu estómago de forma completamente eficaz.

Como sabrás, la sábila suele emplearse para tratar dolencias en la piel de todo tipo, ya que posee grandes propiedades regenerativas.

Pues bien, esto mismo puede utilizarse en beneficio de un estómago que tenga que sufrir los daños producidos por el reflujo, ya que el aloe puede actuar también de forma interna si se sabe utilizar.

Para ello tienes que preparar un jugo con la pulpa interna de las hojas de la sábila añadiendo un poco de agua para que esta alcance la textura que más agradable te sea.

El resultado es que dispondrás de una bebida que al ser ingerida creará una película protectora sobre las paredes de tu estómago.

Por lo que los dolores más intensos que provoca el reflujo desaparecerán por completo dando paso a una sensación de bienestar sin la que no podrás volver a pasar.

Tomar vinagre de manzana para equilibrar el estómago

Como es evidente, la acidez de tu cavidad gástrica es un enorme problema para ti.

Es esta acidez la que hace que sientas las molestias en el esófago que son conocidas como reflujo, por lo que deberías buscar siempre un remedio que trate de eliminar el problema de la acidez interna para no volver a sentir el dolor que domina tu vida.

El vinagre de manzana puede echarte una mano con ello.

Se ha demostrado que este producto es capaz de equilibrar el pH consiguiendo que buena parte de los ácidos que están actuando en el interior de tu estómago desaparezcan de forma rápida y eficaz.

Al ingerir una dosis de vinagre de manzana, el interior de tu estómago tendrá que responder reequilibrando de nuevo su composición ácida, por lo que se mantendrá un equilibrio que te librará de tener que soportar las molestias y dolores que suelen acompañar al reflujo.

Ahora bien, puede que no sepas cómo emplear el vinagre de manzana para hacer que tu estómago se sienta mejor de los problemas causados por el reflujo.

Mi consejo para ello es que tomes un vaso de agua que no esté demasiado fría y que introduzcas una cucharada de vinagre de manzana en él.

Agita para mezclar perfectamente y bebe esta solución a primera hora del día cuando tu estómago esté aún vacío.

A poco que realices este tratamiento de forma efectiva, tu estómago comenzará a ser mucho menos ácido y, por lo tanto, tus problemas con el reflujo dejarán de tener la intensidad que tienen actualmente.

Por lo que podrás recuperar buena parte de esa calidad de vida que tanto te mereces.

Una cosa más sobre este remedio.

Procura elegir siempre el vinagre de manzana crudo, ya que aquellos que están refinados tienen menos ventajas a la hora de preparar un tratamiento contra el reflujo que sea efectivo.

Raíz de jengibre para tus problemas con el reflujo

El jengibre es otro de los remedios que hay que tener siempre cerca cuando se tienen problemas relacionados con el reflujo que estén haciendo que tus digestiones sean tan peligrosas como molestas.

Esta planta se ha empleado desde hace generaciones para tratar muchos problemas de salud, algunos de ellos especialmente relacionados con el reflujo.

¿Cómo Curar el Reflujo Gástrico Para Siempre y de Forma Natural?2Por lo que te interesa mucho conocer lo que el jengibre tiene que ofrecerte para que puedas disfrutar de una mejor salud digestiva.

Para empezar, las propiedades antiinflamatorias del jengibre son excelentes.

Tienes que tener en cuenta que los ácidos salen de tu estómago en muchos casos por una inflamación de las paredes de este órgano.

Pues bien, tomando un poco de jengibre conseguirás que esa hinchazón vaya a menos y, por lo tanto, que los ácidos no escapen hacia tu esófago provocando los dolores que sientes durante los ataques de reflujo.

Por otro lado, el jengibre contiene un buen número de sustancias antioxidantes.

Estas te van a servir para que puedas regenerar aquellos tejidos dañados por los ácidos, tejidos que deben ser sanados para que no aparezcan problemas de salud más graves como las úlceras internas.

Al margen de todo ello, el jengibre depurará el interior de tu estómago eliminando las colonias de bacterias que se han podido instalar en este lugar como consecuencia de tus problemas digestivos, por lo que su consumo no te ofrece más que aspectos positivos.

Tomar el jengibre es muy sencillo.

Lo mejor que puedes hacer es contar siempre con un trozo de raíz fresca de jengibre.

Corta una porción y deja que hierva durante diez minutos para preparar una infusión que te aportará lo mejor de este remedio casero.

La importancia de las vitaminas del grupo B

Siguiendo con esta serie de consejos completamente naturales que te estoy dando para que puedas tratar el reflujo gástrico de la forma más sencilla, las vitaminas del grupo B quiero que estén muy presentes en tu dieta a partir de ahora.

Recientes estudios científicos han demostrado que basta una buena dosis de estos compuestos para que puedas disfrutar de una salud digestiva mucho mejor.

El efecto de vitaminas como la B2 o la B6 no es otro que el de estimular el funcionamiento de tu aparato digestivo consiguiendo que tu cuerpo responda del mejor modo para obtener esa eficiencia que necesita a la hora de procesar incluso los alimentos más pesados.

Ahora bien, las vitaminas del grupo B también han demostrado ser muy eficaces consiguiendo otros efectos como puede ser el de rebajar la acidez estomacal e incluso el de aliviar los daños producidos por los ácidos en el interior de tu cuerpo.

El resultado de todo ello es que te sentirás mucho mejor dejando de lado muchos de los problemas que causa tu enfermedad, por lo que se trata de sustancias que son de lo más interesantes.

¿Dónde encontrar las vitaminas del grupo B?

Pues en muchos alimentos que te rodean.

Productos como los espárragos o las espinacas son ricos en este tipo de compuestos, así que procura introducir en tus menús raciones de estos productos para conseguir que el reflujo deje de ser un problema de una vez por todas.

Manzanilla para sentirte mejor del reflujo

Como siempre, las plantas medicinales tienen mucho que decir a la hora de crear un tratamiento con el que puedas disfrutar de forma más eficiente de todos esos problemas de salud que puedes estar padeciendo.

El caso de la manzanilla es uno de los que no puedes pasar por alto de forma alguna.

Esta hierba es de las más famosas a la hora de tratar problemas relacionados con el reflujo o con cualquier otra molestia digestiva, y es que parece estar especialmente diseñada para mejorar la salud de tu estómago.

Al consumir una infusión de flores secas de manzanilla conseguirás varias cosas.

La primera es un efecto analgésico que hará desaparecer las molestias y los dolores que el reflujo suele provocar en tu día a día.

Pero el tratamiento con manzanilla va mucho más allá de rebajar los problemas dolorosos del reflujo.

Esta planta reducirá el nivel de acidez del interior de tu estómago y, además, conseguirá rebajar la hinchazón del interior de tu cuerpo para que puedas sentirte mucho mejor.

En definitiva, tomar uno o dos vasos de manzanilla al día es esencial para que puedas darle a tu cuerpo todo lo que necesita a la hora de sentirse mejor y librarse del reflujo.

Algunas frutas para combatir el reflujo

Ya te he dicho en alguna parte que la alimentación puede crear el mejor tratamiento para dejar atrás los problemas de reflujo.

Pues bien, las frutas son esenciales para ello, ya que contienen muchos de los principios activos que tu cuerpo necesita para dejar atrás los peores síntomas del reflujo gástrico.

Por ejemplo, la manzana es un alimento que tienes que tomar como si de un medicamento se tratase.

¿Cómo Curar el Reflujo Gástrico Para Siempre y de Forma Natural?3Esta variedad de fruta es excelente para controlar los peores problemas del reflujo, ya que con ello podrás darle a tu organismo sustancias tan interesantes como pueden serlo los minerales antiácidos o las vitaminas presentes en las manzanas.

Sin embargo, lo que más debe interesarte de este producto es un tipo de fibra conocido como pectina.

Esta se convierte en el estómago en una capa viscosa que recubre las paredes de tu cavidad gástrica y otras zonas como el esófago consiguiendo que la acción de los ácidos sea menos violenta.

Es más, la pectina te evitará sentir en muchos casos el dolor y ardor propios del reflujo, por lo que no deberías dejar fuera de tu alimentación a las manzanas si quieres encontrarte mucho mejor.

Con todo, no es la manzana la única fruta que tienes que tener en cuenta para mejorar tus problemas con el reflujo gástrico.

Otras variedades como las peras o el plátano son muy interesantes.

Esta última por poseer potasio, un mineral que reducirá la acidez de tu estómago de forma completamente eficaz.

Quiero dedicar un pequeño espacio a los frutos rojos.

Como bien sabrás, la vitamina C es un compuesto esencial para la salud de cualquier persona que se encuentra principalmente en los cítricos.

El reflujo impide que puedas comer estos alimentos, aunque la necesidad de vitamina C que tienes es la misma que la de cualquier otra persona.

Pues bien, las fresas, arándanos o frambuesas son perfectas para obtener esta sustancia sin que tu organismo esté en riesgo por el reflujo.

Relajación y deporte para disminuir el reflujo

Otro de los pilares de tu vida para olvidarte del reflujo gástrico debe ser la relajación y la capacidad de llevar una vida tranquila libre de estrés y ansiedad.

Puede parecerte que este objetivo es difícil de alcanzar, pero basta con que realices ejercicios de meditación todos los días para encontrar la paz que tu organismo necesita y eliminar una de las principales causas de la acidez estomacal y del reflujo.

El deporte es tan importante como la relajación.

Se ha comprobado que la liberación de toxinas y la relajación que produce una actividad física moderada son factores que repercuten en la salud digestiva de cualquier persona.

Así, caminar, andar en bicicleta o disfrutar de cualquier otro ejercicio de forma regular hará que el reflujo retroceda y que puedas olvidarte de sus incómodas y desagradables consecuencias.

Alimentos prohibidos para el reflujo

Por último, existen ciertos productos que debes desterrar de tu despensa para disfrutar de una vida sin reflujo gástrico, ya que pueden aumentar la acidez de tu estómago o dañar las defensas naturales de tu aparato digestivo.

El consumo de alimentos procesados industrialmente, bollería industrial, carnes rojas, alcohol, café, tabaco, grasas y especias debe estar prohibido si quieres curar el reflujo gástrico para siempre.

Pero uno de los alimentos más importantes que debes eliminar es la leche de vaca.

Existe un gran mito en torno a la leche de vaca.

Este mito consiste en que si tomas leche, los síntomas del reflujo mejoran.

MENTIRA

Los síntomas van a empeorar a largo plazo.

Quizás mejores un poco a los pocos minutos después de tomar leche pero a largo plazo va a ser peor.

Si realmente quieres sanar del reflujo ácido, debes empezar a eliminar alimentos prohibidos como la leche de vaca.

Pero no todo está perdido, ya que puedes reemplazar la leche de vaca por leches vegetales como por ejemplo de almendras, de coco, de avena o de arroz.

Pero nunca la reemplaces por leche de soja ya que la soja es mucho peor aún para el reflujo.

Las leches vegetales las puedes encontrar en tiendas naturistas o dietéticas.

O sino las puedes preparar tú mismo si no consigues en ninguna tienda y quieres tomar algún tipo de leche para tratar el reflujo gástrico de forma natural.

En el caso de la leche de almendras, contiene calcio al igual que la leche de vaca.

Y además, como ya te he mencionado, es de origen vegetal, por lo tanto tu cuerpo absorberá rápidamente sus nutrientes para combatir el reflujo.

También intenta preparar jugos de frutas y verduras, más que nada de verduras, ya que no contienen tanto carbohidratos como las frutas.

Los mejores jugos son los de zanahoria, verduras verdes, mango, manzana, entre otros.

Sin embargo…

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para curar el reflujo gastroesofágico

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo padecí de reflujo.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y la medicina no podía ayudarme.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento… mis dolores desaparecieron. Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural…

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar el reflujo ácido de forma natural

click-300x75

Nos vemos allí 🙂

Laura