¿Con Esofagitis Puedo Comer Ajo? ¿El Ajo es Bueno Para la Esofagitis?

¿Con Esofagitis Puedo Comer Ajo? ¿El Ajo es Bueno Para la Esofagitis?En este artículo te voy a hablar de las propiedades del ajo y te diré si su consumo es bueno si sufres de esofagitis.

La esofagitis es, en pocas palabras, la irritación de la pared esofágica como consecuencia del retorno de los ácidos gástricos desde el estómago ocasionado por el debilitamiento del esfínter esofágico.

En este sentido, existe la creencia popular de que, debido a su fuerte y característico sabor, el ajo es un alimento perjudicial para este problema digestivo relacionado con el reflujo.

Pero, si tienes en cuenta que ha sido utilizado desde tiempos inmemoriales para tratar todo tipo de males gracias a sus propiedades medicinales, lo normal es que te surjan infinidad de dudas.

Por ello, voy a dedicar este artículo a hablar del ajo y su relación con la esofagitis.

Lo primero que he de decirte es que el ajo contiene sustancias abrasivas de origen sulfuroso que pueden ocasionar escozor e irritaciones.

Además, a pesar de que el ajo ayuda a prevenir la formación de úlceras estomacales, si ya tienes una, lo normal es que su consumo te provoque ardores.

De igual modo, también genera gases y, debido a la fibra que presentan algunos, también se repite.

En general, estos son los principales contras que presenta comer ajo.

Llegado a este punto tampoco puedo olvidar hacer mención a sus múltiples beneficios.

De hecho, el ajo es un excelente desinfectante que ayuda a proteger las paredes del estómago y el esófago frente a bacterias, virus y hongos.

Además, está más que demostrado que mejora la circulación sanguínea y reduce los niveles de colesterol en sangre.

Ademas es muy efectivo para combatir la gastritis ya que inhibe la acción de la bacteria helicobacter pylori, principal causante de esta enfermedad.

Una vez detallados los pros y los contras del consumo de ajo, solo puedo decirte que se trata de un alimento que, llegado el caso, puede generar un episodio de reflujo y, consecuentemente, de esofagitis.

Sin embargo, antes de suprimirlo de tu dieta deberías sopesar cómo te afecta particularmente ya que sus beneficios para la salud son muchos.

Por tanto, si al tomarlo te genera malestar, apártalo de tu alimentación, mientras que si, en pequeñas cantidades, no notas nada, sigue utilizándolo.

En conclusión, el ajo es un alimento muy saludable pero no recomendable para la esofagitis en todos los casos.

Por tanto, si padeces este problema de salud, mi consejo es que gastes especial cuidado con él y, aunque no te haya ocasionado problemas, no abuses de su consumo.

Sin duda, todo dependerá de tus características personales.

Sin embargo…

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para curar el reflujo gastroesofágico

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo padecí de reflujo.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y la medicina no podía ayudarme.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento… mis dolores desaparecieron. Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural…

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar el reflujo ácido de forma natural

click-300x75

Nos vemos allí 🙂

Laura

Los comentarios están cerrados.