Remedios Homeopáticos Para el Reflujo Esofágico

Remedios Homeopáticos Para el Reflujo EsofágicoEn este artículo te voy a mostrar los mejores remedios homeopáticos para curar el reflujo esofágico.

El reflujo gastroesofágico es una patología digestiva muy común que algunas veces reviste gravedad y se manifiesta de manera muy molesta y dolorosa en el paciente.

Consiste en que parte del ácido gástrico que acompaña a la digestión se traslada hacia el esófago, lo que provoca síntomas como ardor y dolor de estómago, eructos, flatulencias o diarreas.

Un cuadro que en la mayoría de las ocasiones puede tratarse sin necesidad de acudir a los fármacos comunes, a base de remedios naturales u homeopáticos.

¿Cómo puede ayudar la homeopatía en casos de reflujo?

La homeopatía es una de las denominadas medicinas alternativas que más adeptos tiene en la actualidad.

Y la razón es bien sencilla: porque tiene su fundamento en productos naturales y sí, ha demostrado que funciona en el tratamiento de múltiples enfermedades, entre ellas el reflujo y otras alteraciones del sistema digestivo.

Pero antes de optar por uno de los múltiples remedios homeopáticos que pueden tratar el reflujo esofágico, has de conocer más a fondo tu enfermedad.

Por eso, lo mejor que puedes hacer es acudir al especialista, en este caso al homeópata, para que sea él quien determine si, por ejemplo, tu disfunción digestiva se debe más a la mala alimentación o a problemas nerviosos.

Los principales aliados de la homeopatía contra el reflujo esofágico

Uno de los productos más empleados por los homeópatas en el tratamiento del reflujo gástrico es un derivado del ácido sulfúrico, que hay que tratar con cuidado debido a su poder corrosivo pero que se ha manifestado útil y eficaz en la mayoría de los casos.

En general, se prescriben tres gránulos de esta sustancia cada día, pero mi consejo es que consultes con el especialista antes de decidir la dosis y la forma de administración.

Remedios Homeopáticos Para el Reflujo Esofágico2Y es que el reflujo ataca a cada paciente de un modo distinto, con diferentes causas y diversas manifestaciones, por lo que cada caso puede requerir de una dosis o de un sistema de administración diferente.

Si lo que necesitas, en tu caso, es un protector de estómago que tomar de manera continuada, debes acudir al denominado carbo vegetabilis.

Funciona como un sustituto del Omeprazol, un medicamento que seguro conoces y cuyos efectos a largo plazo pueden incluir problemas neurológicos.

El carbo vegetabilis se toma tres veces al día en dosis de cinco gránulos que debes dejar que se disuelvan bajo la lengua.

Es una sustancia que se obtiene del carbón vegetal, concretamente de la combustión de madera blanca (árboles sin resina, como el sauce o el álamo).

No solo se emplea para tratar el reflujo esofágico, sino que combate múltiples trastornos digestivos y, además, fortalece el sistema inmunológico.

Otros remedios homeopáticos contra el reflujo esofágico

Robinia pseudoacacia
Se emplea sobre todo en casos de acidez, uno de los síntomas más comunes del reflujo.

Procede de la acacia de flor blanca, cuyas hojas y semillas son tóxicas, por lo que es imprescindible que acudas al homeópata para que te prescriba el remedio. ¡No juegues con tu salud!

Nux vomica
Es una de las piedras preciosas de la homeopatía, ya que se utiliza en el tratamiento de múltiples trastornos.

Remedios Homeopáticos Para el Reflujo Esofágico3En lo que respecta al reflujo y sus derivados, la nux vomica sirve para paliar la dispepsia.

Se presenta en gránulos, dosis, ampollas bebibles e incluso supositorios.

Acude al especialista para que te indique cuál de estas formulaciones se adapta mejor a tu caso: no es lo mismo, por ejemplo, padecer de reflujo crónico a tenerlo solo tras consumir determinados alimentos o comidas copiosas.

Momordica balsamina
Es una de las pocas sustancias homeopáticas que los especialistas consideran aptas no solo para tratar los síntomas del reflujo gástrico, sino para curar definitivamente la enfermedad.

Se aconseja, sobre todo, para los casos de reflujo en los que el paciente sufre dolores abdominales y falta de apetito debido a una sensación prematura de saciedad.

Magnesia muriatica
Purgante y antiinflamatorio, este remedio previene el reflujo, por lo que puedes emplearlo en ocasiones específicas, antes de banquetes o comidas copiosas.

Se sintetiza a partir del cloruro de magnesio y se prepara para que resulte eficaz incluso en concentraciones bajas, por lo que no es necesario que tomes dosis elevadas del producto.

Lycopodium
Resulta útil para prácticamente todos los síntomas asociados al reflujo, desde las flatulencias hasta el dolor abdominal, y resulta completamente inocuo, ya que procede del musgo, la planta medicinal por antonomasia.

Antimonium crudum
Controla el nivel de ácido generado por el estómago durante la digestión, por lo que resulta muy útil para paliar las náuseas e incluso los vómitos asociados al reflujo.

Homeopatía y hábitos saludables

Como ves, la homeopatía cuenta con múltiples remedios que te pueden ayudar a prevenir, paliar e incluso curar el reflujo y sus molestos síntomas.

Remedios Homeopáticos Para el Reflujo Esofágico4Pero de nada te servirán estos preparados si no los acompañas de un estilo de vida saludable.

Y es que, si no recurres a los fármacos por miedo a los efectos adversos de la química en tu organismo, tampoco debes perjudicar dicho organismo con otro tipo de hábitos.

¿Qué debes hacer para mantenerte sano y alejado de los problemas digestivos? Gestos tan simples como estos te ayudarán:

  • No te inclines ni agaches justo después de comer.
  • Adelanta el horario de la cena para no acostarte nada más ingerir los alimentos.
  • Duerme con el tronco ligeramente elevado.
  • Evita la ropa demasiado ceñida para que la digestión no se vea comprometida.

Con estos sencillos hábitos y la ayuda de alguno de los remedios naturales que te he descrito, conseguirás alejar el fantasma del reflujo evitando los fármacos con componentes químicos y sus temidos efectos secundarios.

Y es que la naturaleza es sabia y dispone de multitud de recursos.

Sin embargo…

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para curar el reflujo gastroesofágico

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo padecí de reflujo.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y la medicina no podía ayudarme.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento… mis dolores desaparecieron. Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural…

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar el reflujo ácido de forma natural

click-300x75

Nos vemos allí 🙂

Laura